S?bado, 26 de noviembre de 2011

ECOS DE LA FERIA DEL LIBRO

DE LA TRIPLE FRONTERA MÁS AUSTRAL DE AMÉRICA,

EN MONTE CASEROS, 10 AL 13 DE NOVIEMBRE 2011.

 

El día jueves 10 de noviembre por la mañana se abrió al público la 1ra Feria del Libro de la Triple Frontera más Austral de América en la preciosa ciudad de Monte Caseros a orillas del río Uruguay, organizada por la Secretaría de Tiempo Libre de la Municipalidad de Monte Caseros y el Ateneo Cultural de Integración, y la adhesión de la Secretaría de Cultura de la Nación.

Hubo jornadas de cine-debates, presentaciones de libros, conferencias, talleres de didáctica, talleres de aplicaciones manuales, confección de libros, reflexiones sobre distintos aspectos de la cultura y las políticas culturales, debates sobre historia, geopolítica, sociedad, obras de títeres, bailes infantiles y espectáculos musicales, presentaciones teatrales, murgas en el desarrollo de la Feria la presencia del libro se asentó como eje fundamental desde el cual se plantea todo el universo de la cultura, desde las raíces populares hasta las abstracciones más teóricas y filosóficas.

Obviamente en una breve nota no se pueden detallar todas las actividades. Baste saber que la Feria contó con la asistencia de autores, bibliotecarios, editores, artistas, profesionales y gente de la cultura provenientes de Buenos Aires, Corrientes, Uruguay, Brasil, Santa Fe, La Pampa, Paraguay, Entre Ríos, Misiones, Tucumán, Chaco y Formosa. Un sólido equipo acaudillado por Claudia Gil y José Luis, que integrábamos desde el intendente Galantini, Claudio, Nincha, Adriana y yo mismo nos movilizamos en forma coordinada y continua para vencer esos tropiezos propios de toda organización primera. 

Salvo las ausencias de algunos expositores (imprevisibles) y algún que otro retraso en la programación, todo se desarrolló con el mejor de los ánimos que tiene un pueblo que está feliz y no duda en demostrarlo. La adhesión de la gente no se hizo esperar.

De Corrientes estuvieron presentes Pilar Romano, Marcelo Fernández (quienes ofrecieron un generoso panorama de la cultura a través de las letras), David Zaracho (con un apasionante recorrido por las ficciones científicas en la literatura) y el presidente de SADE, Avelino Núñez. También estuvieron el editor Moglia, el Dr. Roberto Villalba con los códices mayas y los plásticos Eugenio Led (fotografías de un clima exasperante) y Miguel Pencieri con la serie de dibujos de  “Brasil”. 

El ballet de Dionisio Soler cerró la noche del sábado con el musical “Drácula” de sólida composición coreográfica y visual. También se presentaron las obras teatrales “Culpa de los muertos” (elenco de Buenos Aires), “El tren de los recuerdos”, “Dinamita” (de Santa Fe) y “El gerente general”. 

El asesor de Industrias Culturales de la Secretaría de Cultura de la Nación, Nicolás Sticotti, mantuvo una reunión con todos los gestores e interesados en este tema de la gestión cultural, cada vez más importante a la hora de organizar y planificar futuros proyectos de acción pública. 

 

Otro de los atractivos de la Feria fue la carpa infantil instalada en el centro del predio que preside la vieja Estación del Este del Ferrocarril hoy convertida en un activo centro cultural que se unirá próximamente a la Casa del Bicentenario (que está a unos 70 metros) y un parque intermedio con un mural que recrea la historia de Monte Caseros en breves viñetas. 

 

Pero además, y en esto Monte Caseros puede ser un faro de señal para el resto de la provincia de Corrientes, hay otro emprendimiento dentro del predio de lo que fueran los viejos talleres del ferrocarril (frente a la actual Casa de la Cultura) donde se están restaurando los antiguos galpones ingleses y sus dependencias para conformar un complejo cultural que el día de mañana no tendrá nada que envidiarle en cuanto a infraestructura al mismísimo Centro Cultural General San Martín de esta ciudad de Buenos Aires. La decidida gestión del intendente Galantini en este sentido, no deja lugar a dudas: con la topadora de José Luis, director de Proyecto Urbano, en poco tiempo contaremos con este espacio privilegiado para encuentros culturales en la provincia de Corrientes. Hay algo de tesón mitológico en esta visión de los espacios destinados a albergar los bienes culturales: Caseros está en la frontera, mantendrá diálogo con los vecinos Bella Unión, de Uruguay y Barra do Quarai de Brasil. Y para mantener un diálogo fecundo, hace falta tener bien plantadas las bases de sustentación y la cultura es el cimiento sobre el que se construyen los pueblos o se destruyen ilusiones, todo depende de las autoridades que presten el marco para el desarrollo del arte en todas sus dimensiones.

Galantini la tiene clara en tal sentido, como que es hijo de Nincha, una institución.

 

Alejandro Bovino Maciel

Noviembre 2011

 


Publicado por talomac @ 17:08  | Literatura
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios